Sobre lo espiritual en el arte VII

Separada de el artista, la obra de arte adquiere vida propia, se convierte en una personalidad, un ente independiente que respira de modo individual y que tiene una vida material real. No es pues un fenómeno indiferente y casual que permanece inerte en el mundo espiritual, sino que posee como todo ente, fuerzas activas y creativas.

VII.II

En el momento en que el alma humana viva una vida más intensa, el arte revivirá, ya que el alma y el arte están en una relación recíproca de efecto y perfección […]
El artista ha de tener algo que decir, pues su deber no es dominar la forma sino adecuarla a un contenido […] No puede ignorar que cualquiera de sus actos, sentimientos o pensamientos constituyen la frágil, intocable, pero fuerte materia de sus obras, y que por ello no es tan libre en la vida como en el arte.


Es bello lo que brota de la necesidad anímica interior.

Wassily Kandinsky
Sobre lo espiritual en el arte

“No hay nada sobre la tierra que tienda con tanta fuerza a la belleza y se embellezca con mayor facilidad que el alma…”
Maeterlinck


Yves Klein,
Anthropométrie sans titre, 1960
Yves Klein

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


Hideaki Yamanobe


Hideaki Yamanobe Fragmente 2015-2 Hideaki Yamanobe

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: